Las claves para un diseño nórdico en tu hogar 

El estilo nórdico está alejado de la complejidad de estilos tradicionales, distanciado de las riquezas. Procede del enfoque de la funcionalidad, minimalismo y estética limpia, se centra más en elementos contemporáneos. El estilo nórdico hoy en día está presente en muchas áreas de la decoración como en la tipografía, el arte visual, y por supuesto en la decoración de interiores. La clave es conseguir espacios diáfanos sin artificios que puedan romper el equilibrio y la armonía.

Colores claros como clave del diseño nórdico

La clave es la multiplicación de la luz, creando espacios llenos de encanto. La paleta de colores predominante son monocromos con grises muy suaves. Los interiores más contemporáneos no les puede falta un toque de color pálido, que aporte algo de diversión como pueden ser; el rosa , el azul, el lavanda o verde menta, son los colores perfectos.

Toques de naturaleza en el ambiente.

El estilo nórdico está inspirado en la naturaleza, los materiales y texturas provienen de ella, están arraigados a la tradición. Combinan acabados hipermodernos con los que se han utilizado en el estilo escandinavo durante cientos de años como la madera, el cuero y la lana, crean interiores únicos y equilibrados.

La madera es uno de los elementos protagonistas en esta casa tanto en el mobiliario como en el suelo, y también en pequeños detalles. Y poner detalles de vegetación en nuestro espacio.

Elementos más contemporáneos

También es posible añadir materiales más contemporáneos como son los metálicos. El cobre y el latón siguen siendo tendencia y funcionan particularmente bien en la iluminación de pie y las lámparas colgantes.

La iluminación

La luz natural también es un elemento muy importante en los interiores de estilo nórdico, así que las ventanas tienen que estar despejadas y a poder ser cuanto más grande mejor. 

La iluminación debe de ser acogedora, sobre el cobre o la madera puede ser la elección perfecta.

Los textiles

Contribuyen a dar confort y color. Se colocan también los tejidos naturales: la lana, el lino y el algodón en cojines, alfombras, mantas, y texturas de tejido grueso.

Los muebles 

Son destacados los muebles nórdicos funcionales con personalidad. Ponen la atención a partes iguales entre el diseño y la funcionalidad, caracterizados por ser sencillos, de líneas rectas y depuradas. La paleta de colores de los muebles generalmente son tonos claros combinados con elementos naturales como son el marmoleado o la madera.